En el Odeón Multicines Astur (en el centro comercial Parque Astur) ponían Doctor Strange con sonido Dolby Atmos, pero no en 3D y a mí eso me parece una tomadura de pelo. Otra cosa sería si la película no fuera en 3 dimensiones, pero al serlo hay que ponerla en 3D además de Dolby Atmos. Así que busqué otro cine donde la pusieran en 3D, independientemente del audio. Aquí en Asturias en ningún sitio se pone en 3D con audio Dolby Atmos, así que verla en 2D con Dolby Atmos va a ser que no. Mejor en 3D con Dolby 5.1, gracias. Esta película es para verla en 3D, mucho mejor con audio Atmos, pero como mínimo en 3D.

Me parece un cachondeo por parte de los de Odeón Multicines que primero quitasen el 3D y luego pusieran Dolby Atmos (como para decir que van de innovadores). Pues lo llevan claro, mientras sigan proyectando películas 3D en 2D, me va a dar igual que las pongan con audio Atmos. Podían llegar a ser la única sala de Asturias en 3D con Dolby Atmos y eliminan sus equipos de proyección en 3D. Yo es que no lo entiendo. Por cierto, me hace mucha gracia eso del 2D Vision de Cinesa. Así que me fui a Yelmo Cines.

Como ya avanzaba Wickie el 1 de agosto en una entrada de su blog Adictos Al 3D, de título El Papel Del 3D En Doctor Extraño! realmente no tiene nada que ver con lo que haya hecho Marvel en sus anteriores films, donde se dice que el 3D es más que necesario para contar la historia. Eso lo confirmo yo, y de ahí mi insistencia de que esta película se ha de ver en 3 dimensiones, independientemente del sonido Atmos.

Ya nada más comenzar, la nueva presentación de Marvel, que tiene una tridimensionalidad muy fuerte en la que los personajes se van formando delante del espectador, para ir avanzando hacia dentro de la pantalla. Después, el comienzo de la película, con unas columnas que pasan al lado del público y toda la acción sale fuera de la pantalla. Pero la diferencia con respecto a otras películas de Marvel es que esta fuerza no desaparece en el resto de la película, sino que se mantiene constante, tanto en profundidad negativa (hacia fuera) como positiva (hacia dentro). Adaptándose a los escenarios, de donde no hay no se puede sacar. No obstante, en la película se aprovecha la menor oportunidad para sacar cosas fuera de la pantalla. La pantalla misma se pone muy por delante de su posición real. Los efectos son sorprendentes con el 3D. Podemos decir que, hasta la fecha, estamos ante la mejor película 3D del año, con lo que bien se merece un 9 de puntuación. ¡Y eso que es una conversión!

En cuanto al sonido, es bastante bueno (tengo que aclarar que la escuche en Dolby 5.1, pero es envolvente de cualquier manera). En Dolby Atmos debe ser una pasada, pero claro, únicamente si se ve en 3D. Así que ni 2D Vision ni historias raras, no te dejes engañar, Doctor Strange debe ser vista en 3D.

Al final de la película, como en casi todas las de Marvel, hay unas pequeñas escenas después de los créditos finales. Lo digo porque, al menos cuando la vi yo, encienden las luces de la sala al finalizar el film, como si no hubiera nada importante, para apagarlas después cuando empiezan las escenas en cuestión.

Mañana hablaré sobre Trolls. Cambiando de tema, la página Real or Fake 3D menciona la película Inferno del año 2016 como 3D falso, ¿¡la de Tom Hanks!? La IMDB no pone nada de que exista una versión estereoscópica. Buscando más información, encuentro un bluray 3D de título Inferno Les Soldats Du Feu (no la encuentro en la IMDB) y otro estreno 3D con el mismo título, pero del año 1953.

Puntuación: (9/10)

★★★★★★★★★